Los escáners de Artec en los Olímpicos

20 ago 2012

Las autoridades de Gran Bretaña decidieron celebrar los Juegos Olímpicos de Verano con una docena de proyectos a grande escala que representan las diferentes regiones del país. Uno de estos proyectos es un títere de 6 mesos de la infame Lady Godvia, quien es considerada un símbolo de Coventry. Los escábers de Artec fueron usados durante el proceso de creación de esta gigante muñeca. Los otros 11 proyectos representan a Irlanda del Norte, Escocia, Gales y otras partes de Inglaterra.

Un títere de 6 metros de alto de Lady Godiva ya empezó su viaje desde Coventry hasta Londres para celebrar los Olímpicos. El títere montado en un caballo es transportado usando un sistema especial denominado Cyclopedia, el cual es impulsado por un equipo de 100 ciclistas. Una notable diferencia con la Godiva real, quien montó a caballo desnuda por el pueblo, es que esta versión de Lady G está vestida con un abrigo bordado que fue creado por un grupo de diseñadores de West Midlands.

Los escáners de Artec fueron, de hecho, usados para crear el caballo de esta famosa Señora. En primera instancia, John Owen, Director de Industrial Design of Coventry University, hizo una escultura hecha a mano del caballo. Luego esta pequeña figura fue escaneada con el Artec MH, el cual logró capturar inclusive hasta el más pequeño de los detalles de la escultura y ayudó a crear un modelo 3D idéntico al caballo. Luego, este modelo fue hecho a escala e impreso. Las partes más pequeñas fueron hechas con la impresora 3D Roland MDX540 y las más grandes con la Thermwood M67.

De conformidad con la leyenda, Godiva era la hermosa esposa de Earl Leofric. El pueblo de Coventry estaba sufriendo como consecuencia de la excesiva tributación impuesta por dicho Señor y Godiva le pedía constantemente que redujera el monto de los impuestos. Earl Leofric estaba tan cansado de su súplica que le dijo que le concedería su petición si montaba a caballa desnuda por las calles del pueblo. Él estaba seguro que Lady Gadiva nunca aceptaría, pero ella lo desafió. La gente de Coventry, quien realmente amaba y respetaba a Godiva, decidió quedarse en sus casas y cerrar las ventanas en el día designado para que su Señora pudiera cruzar la ciudad sin ser vista. Impresionado por su dedicación, Earl Leofric cumplió su palabra y redujo los impuestos.

Para obtener la historia completa de Lady Gadiva, vaya a BBC.